MASS MEDIA, REFUGIADOS E HIPOCRESÍA OCCIDENTAL
Get Adobe Flash player

MASS MEDIA, REFUGIADOS E HIPOCRESÍA OCCIDENTAL

Share

A punto ya de acabar el verano, podemos hacer un balance de lo que ha supuesto y supondrá en el futu-ro la crisis migratoria procedente de Oriente Medio y del África Occidental.

Los medios de comunicación occidentales no han tardado en usar esta tragedia para poner en marcha su maquinaria propagandística y desinformadora, que además es innegable que vende portadas y es-pacio televisivo.

Desde hace varias semanas tenemos el drama de los refugiados en todas las cadenas de televisión, así como en los principales periódicos de tirada nacional día sí y día también, a todas horas. Vemos imágenes desgarradoras de los campos de refugiados improvi-sados que se han construido en Hungría, de los bar-cos y lanchas que llegan a rebosar a las costas euro-peas, médicos y policías desbordados ante la avalan-cha de refugiados pidiendo ayuda.

Por supuesto periodistas y demás “expertos” en ma-teria migratoria habituales de las tertulias televisivas, que tan de moda se han puesto, no han dudado en acusar a Europa y a los europeos como poco menos que los culpables de las muertes que se producen como consecuencia de las inhumanas condiciones a las que las mafias (financiadas por capital americano e israelí según algunos medios) someten a los refugia-dos después de cobrarles el billete de viaje a precio de vuelo en primera clase.

Todos los medios de comunicación han condenado al unísono la supuesta pasividad de la UE ante esta si-tuación, pero callan sibilinamente a la hora de señalar a los verdaderos culpables e instigadores de la situa-ción de caos que lleva viviendo Oriente Medio en los últimos 20 años, que no son más que Israel y sus más acérrimos aliados (EEUU, Reino Unido, Arabia Saudí, Qatar).

La autoflagelación que se vende en los medios de comunicación, y que evidentemente acaba teniendo un importante calado social, es ridícula. Mientras que Europa está siendo el único continente que está ten-diendo la mano ante esta crisis, los países del Golfo Pérsico que bien podrían acoger a sus hermanos mu-sulmanes miran para otro lado, por no hablar de EEUU e Israel.

El cinismo y oportunismo que se promueve desde los mass media hasta la clase política ante hechos que causan revuelo mediático es para hacérnoslo mirar, recordar los casos del perro sacrificado a causa del contagio de Ébola, el archiconocido lema de “Je suis Charlie”, el apoyo masivo al lobby gay promovido por las multinacionales de la comunicación… y ahora he-mos pasado al #Yosoyrefugiado para seguir con la moda.